Bienvenidos al sitio oficial de Sergio Sarmiento

En esta página puedes encontrar todas las columnas, entrevistas y programas de Sergio Sarmiento.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

¿Quién los mandó?

A los muchachos de Ayotzinapa, la mayoría alumnos de primer año, muchos adolescentes, se les mandó como novatada al parecer a reventar el informe de la presidenta del DIF de Iguala del 26 de septiembre. Supuestamente lo que debían hacer los alumnos era botear y recaudar dinero para la causa, pero para eso no tenían que ir hasta Iguala, a más de tres horas de distancia, cuando tenían Chilpancingo a sólo 15 minutos. También dicen que iban a la ciudad de México a participar en las marchas del 2 de octubre, sólo que el enfrentamiento y secuestro masivo ocurrieron el 26 de septiembre, siete días antes de esas movilizaciones.

Leer más...

Protestas y agendas políticas

El grito de protesta por Ayotzinapa se transforma en actos de agresión realizados por encapuchados. Este 5 de noviembre un grupo le prendió fuego a un vehículo del Metrobús en Ciudad Universitaria. Otro grupo, también en las afueras del campus principal de la UNAM, saqueó una tienda Seven Eleven. En Xalapa fue quemada la puerta del Palacio de Gobierno de Veracruz. La Autopista del Sol fue bloqueada durante seis horas, así como todos los accesos a Chilpancingo. Los bloqueos y saqueos de comercios y supermercados se han vuelto comunes en las protestas. También los actos de vandalismo. Hemos visto agresiones personales contra Jesús Zambrano, el ex presidente del PRD, mientras participaba en una mesa redonda en la UNAM, y contra Cuauhtémoc Cárdenas, cuando marchaba en una manifestación de protesta por el crimen de Iguala. Leer más...

Consultas inconsultas

Los políticos decidieron que la manera de recuperar el respaldo de los ciudadanos era crear la consulta popular. La idea era presentar a los ciudadanos temas de trascendencia nacional para que ellos los resolvieran en votaciones.

 

Era una mala iniciativa. Los referendos y plebiscitos han sido tradicionalmente formas de imponer ideas conservadoras, populistas y, sobre todo, faltas de coherencia. En Estados Unidos, particularmente en California, han servido para evitar aumentos de impuestos pero sin recortar el gasto gubernamental. Las finanzas californianas son tan frágiles hoy precisamente por las consultas populares. Leer más...

Éste es precisamente el dato que reveló Bill Gates, el fundador de Microsoft, en la pasada reunión del Foro Económico Mundial en Davos, Suiza. Apuntó que ha habido un avance importante en el logro de las “metas de desarrollo del milenio” de las Naciones Unidas y en particular en la que se refiere a la reducción de la mortalidad infantil. Quizá porque sus comentarios fueron positivos en vez de catastrofistas, Gates recibió una virtual atención en los medios internacionales de comunicación.

 

La información disponible sugiere que, efectivamente, la humanidad ha venido avanzando paso a paso en el logro de objetivos que parecían inconquistables hace algunas décadas. La pobreza extrema en el mundo ha caído al ritmo más rápido de la historia. Como esto ha sido consecuencia de la adopción de una economía de mercado por países como China y la India, y el capitalismo no puede tener buena prensa, no se le ha prestado atención.

Enfermedades que se consideraban una sentencia de muerte, como el sida, han empezado a ser vencidas por una combinación de educación y ciencia. Pero esta información no genera tanta atención como la que nos habla de la tragedia que sufren las personas que padecen esta enfermedad y sus familias.

La mortalidad infantil es quizá el caso más claro de todos. Sentenciar que es inaceptable que 6 millones de niños mueran al año en distintos países del mundo por enfermedades prevenibles, especialmente gastrointestinales, produce el acuerdo de todas las buenas conciencias del mundo. Apuntar que gracias a mejores programas de salud y al esfuerzo concertado de los gobiernos nacionales, de organizaciones internacionales como la ONU y fundaciones como la de Melinda y Bill Gates se ha logrado reducir a la mitad la mortalidad infantil en apenas 15 años, uno de los mayores logros de la historia, es algo que cuando no se considera intrascendente se ve como poco ético porque se considera que los multimillonarios, como Gates, deben ser naturalmente grandes villanos.

El avance obtenido en estos temas no significa que haya que detener el esfuerzo y cantar victoria. Seis millones de muertes de niños al año sigue siendo una cifra demasiado alta. Pero quizá el mensaje de Gates es que hay que continuar con el esfuerzo ya empezado. Si en lugar de ser pesimistas y arrancarnos los cabellos por las seis millones de muertes al año mantenemos los esfuerzos exitosos de los últimos años, quizá logremos que en unos cuantos años la cifra se reduzca a niveles mucho más pequeños.

Twitter: @sergiosarmient4

BIGtheme.net Joomla 3.3 Templates

Twitter