Bienvenidos al sitio oficial de Sergio Sarmiento

En esta página puedes encontrar todas las columnas, entrevistas y programas de Sergio Sarmiento.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Tierras sí, aviones no

Son profundamente conservadores, pero se presentan con máscara de progresistas. Su lucha es similar a la de los luditas ingleses del siglo XIX, trabajadores textiles que irrumpían en las fábricas para destruir telares e hiladoras por temor a que la tecnología les robara sus empleos. No entendían o no querían aceptar que al rechazar la tecnología se estaban haciendo daño a sí mismos.

Leer más...

Doble ancestría

Hubo un tiempo en que lo llamábamos el Día de la Raza en recuerdo del arribo de la expedición marítima de Cristóbal Colón a Guanahaní, una isla en las islas Lucayas, en el Atlántico, al norte del mar Caribe. Tradicionalmente se ha considerado el 12 de octubre como el día de la conmemoración del descubrimiento de América que tuvo lugar en 1492. Durante mucho tiempo hubo orgullo a ambos lados del Atlántico por este encuentro de las civilizaciones de Europa y América. Colombia, el país, se llama así en homenaje a Colón, al igual que la ciudad de Columbus, Ohio, en los Estados Unidos o la Universidad Columbia de Nueva York. En España el 12 de octubre es el día de la hispanidad: la fiesta nacional.

Leer más...

Un ambiente que se enturbia

Miles de manifestantes marcharon por el Paseo de la Reforma de la ciudad de México y otros lugares del país el 8 de octubre en protesta por la matanza y desaparición de decenas de estudiantes normalistas el 26 de septiembre en Iguala. Al final de la marcha, Cuauhtémoc Cárdenas fue insultado por un grupo de manifestantes, quienes le arrojaron objetos. El escritor y maestro emérito universitario Adolfo Gilly, que lo acompañaba, resultó descalabrado. Leer más...

En México la propiedad de los hidrocarburos es también de la “nación”. En términos prácticos esto significa en primer lugar que los beneficios de su explotación no se quedan en la zona donde se registra la producción sino que se van a la ciudad de México, donde está ubicada la enorme estructura burocrática de Petróleos Mexicanos, una empresa que tiene el monopolio de explotar el petróleo de los mexicanos.

 

En ningún país del mundo hay un régimen de inversión tan restrictivo como el de México en materia petrolera. En Canadá el petróleo y el gas son propiedad de los habitantes de una provincia, pero toda la exploración y explotación las hacen empresas privadas que pagan al gobierno, en representación de los habitantes, una cantidad de dinero por cada barril o metro cúbico producido. Este sistema garantiza la renta petrolera ya que aunque las empresas tengan pérdidas tienen obligación de pagar las regalías por los hidrocarburos.

Noruega, en contraste con Canadá, sí tiene una empresa petrolera gubernamental, Statoil, la cual, sin embargo, no es un monopolio como Pemex. Statoil tiene inversionistas privados muy importantes a pesar de ser una empresa gubernamental. Esto significa que los inversionistas privados cuidan de sus intereses y al hacerlo aseguran así que la empresa tenga un funcionamiento más eficaz para beneficio también de los ciudadanos noruegos. Statoil tiene producción petrolera en Noruega y otros países, pero también hay empresas privadas que se dedican a distintos tipos de actividad dentro de la industria petrolera en el país. Statoil ha logrado reunir con sus utilidades y derechos un fondo de pensiones muy cuantioso que garantiza la tranquilidad económica de todos los noruegos.

En contraste, Pemex es una empresa obesa, que tiene cuando menos tres veces el personal que necesita, y que pierde dinero –el dinero de los mexicanos—por una mala operación en refinación y por un saqueo constante al que la somete la Secretaría de Hacienda. Con este sistema el petróleo, lejos de ser nuestro, de los ciudadanos mexicanos, es un producto natural renovable que el gobierno está utilizando para subsidiar su gasto corriente y para mantener un monopolio ineficiente.

 

Twitter: @sergiosarmient4

BIGtheme.net Joomla 3.3 Templates

Twitter

Un touchdown más. Cuatro hoy. 510 en su carrera. Un Peyton Manning para la historia

Sergio Sarmiento Sergio Sarmiento